¿Cuál es el mejor té?

Imagen de: Minato

Imagen de: Minato

¿Sabías que el té es la bebida más consumida en el mundo después del agua? Pues si no lo sabías, ya lo sabes. Las hojas del té verde y negro provienen de la misma planta, la diferencia es que el té negro se somete a fermentación.

El té verde tiene un potencial terapéutico muy grande debido a su poder antioxidante, que se debe a la presencia de polifenoles. Debido al proceso de fermentación, el té negro contiene menos polifenoles y otras sustancias como las catequinas, que ayudan en la prevención del cáncer.

Los beneficios del té verde son numerosos, mantiene los niveles de colesterol, previene trastornos cardiovasculares y ayuda a mantener el peso. Para hacer un buen té verde, debe reposar las hojas durante 10 minutos para que las catequinas difundan bien en el agua.

El consumo de tres tazas de té verde al día es lo que se recomienda, pero… OJO: en el caso de que se pierda hierro, como en algunas anemias, hay que tener cuidado puesto que el té  dificulta la absorción de hierro en el intestino. Esto no significa no que no puedas tomar nada de té, pero con moderación; una taza al día tras alguna comida no hace daño.

¿Qué hay del té blanco? En este sentido, podríamos considerar que el té blanco se encuentra muy cerca del té verde, debido a que en realidad sus propiedades son similares.

¿Cuál es el mejor té? Creo que ya sabes la respuesta. Consume preferentemente té verde de calidad, evita sobres baratos y azucarados.  Recomiendo el té usado en la ceremonia japonesa del té; el té verde Matcha. Éste también se puede utilizar en la cocina diaria, para que inventes platos dulces y salados.

Entra a conocer todos los tés de nuestra tienda


¿Te ha gustado? Síguenos por RSS y no te pierdas ninguna publicación


4 comentarios de “¿Cuál es el mejor té?

  1. ¿Qué hace mejor al verde frente al negro o blanco? Supongo que entre verde y negro hay más diferencias, pero el blanco lleva más antioxidantes, ¿no?
    Saludos.

    • Hola, gracias por comentar.

      La diferencia principal es la oxidación del té. Al oxidarse los antioxidantes se gastan y el té negro está más oxidado que el verde y éste a su vez más oxidado que el blanco. Por lo tanto, el blanco mantiene sus antioxidantes casi intactos.
      En el cuerpo, casi todos los procesos que causan enfermedades son debidos a la oxidación, al tomar antioxidantes consigues que lo que se oxide sea el antioxidante y no una parte de tu cuerpo.

Agradecemos mucho si nos dejas un comentario